EL ESPECTADOR: MAPP/OEA alerta sobre dinámicas de actores armados en Colombia durante la pandemia

21 julio, 2021

Según el informe, durante la pandemia se profundizaron las desigualdades y hubo un aumento de las brechas. Además, llamaron la atención sobre la acción de los grupos armados en el territorio nacional.

Ante el Consejo permanente de la OEA, la delegación de la Mapp-OEA rindió su trigésimo informe semestral sobre los avances de la implementación en Colombia. En una corta exposición, la misión dio cuenta de lo que encontró en el segundo semestre de 2020 e hizo varias observaciones sobre lo ocurrido durante la pandemia en más de 500 centros poblados del país.

En un primer momento, en la rendición se destacó varios avances, tales como la prorroga por 10 años de la ley de víctimas. La secretaría también resaltó los avances del Consejo Nacional de Paz y Reconciliación y pidió que este progreso sea valorado por todos los actores. Además, destacó que en pocos meses se entregará el informe de la Comisión de la Verdad: “la secretaría general confía que colaborará a superar los ciclos de violencia e incentivar el diálogo”.

En este mismo punto de elementos a destacar, la Mapp-OEA celebró que el gobierno de Iván Duque haya nombrado un gestor de paz para adelantar acercamientos con el Eln. La organización interamericana hizo referencia a Juan Carlos Cuellar, que nuevamente fue nombrado gestor de paz en mayo de este año. Para los que rindieron el informe, este nombramiento es importante debido a que permite soñar con “una paz completa” para Colombia.

Tras resaltar los avances de los últimos meses, en el informe se pasó a expresar las preocupaciones de la delegación de verificación, que hace algunas semanas se prolongó su mandato en Colombia. Según el texto dado a conocer en una sesión extraordinaria, se hicieron más evidente las desigualdades y el aumento de las brechas durante la pandemia.

El informe dejó constancia de las dinámicas de control y disputa territorial por los distintos actores armados. Allí alertaron sobre las distintas acciones que están llevando estos grupos, tales como reclutamientos masivos, homicidios, amenazas, confinamientos, violencias basadas en género y la siembra nuevamente de minas antipersonales.

En este punto hicieron mención directa de Arauca, Cauca, Caquetá, Cesar y Meta, donde grupos habrían impuesto restricciones a la movilidad y se habrían presentado amenazas y acciones de violencia. En una línea similar, se hizo referencia a Nariño y se mencionó los ataques que recibieron las autoridades indígenas de algunas comunidades de dicho departamento.

La Mapp-OEA hizo un especial énfasis en la situación vivida en Meta, Caquetá y Guaviare, donde las amenazas y acciones violencias llevaron incluso a la suspensión de mesas regionales de diálogo social y ambiental, un hecho que fue del interés de esta delegación pues se hay una “exacerbación de conflictividades socio ambientales”.

El informe también da cuenta de que en el país continuaron las amenazas y asesinatos de los liderazgos y sus familias. En este sentido también reportaron que lo grupos armados son responsables de feminicidios, trata de personas y otros delitos que siembre el miedo en la población y has implican un freno para sus reclamos y trabajo social.

Tras rendir el informe, Roberto Menéndez, jefe de la Mapp-OEA expresó que Colombia debe privilegiar el diálogo y entendimiento. Además le pidió un mayor compromiso de la región y del mundo para la construcción de la paz en Colombia. Luego reiteró el compromiso de la organización que comanda para seguir su trabajo en el país.

Tras la lectura del informe, la palabra la tomó Alejandro Ordóñez, representación de Colombia ante la OEA. Ordóñez celebró el trabajo “imparcial” que ha llevado a cabo la delegación al redactar el informe. Asimismo, destacó que el informe fue realizado en una de las condiciones más difíciles en Colombia, la pandemia.

También se manifestó el delegado de Canadá, que expresó su acogida al informe. Sin embargo, aunque reconoció los avances del gobierno colombiano, dejó constancia de su preocupación por los homicidios en contra de los líderes sociales y defensores de derechos humanos. Por otro lado, confirmó la entrega de USD2,5 millones para fortalecer el trabajo de Mapp-OEA en Colombia.


Para ver la nota en el medio haga clic aquí.

W RADIO: OEA, preocupada por situación de orden público en varios departamentos del país

El jefe de la Misión de Apoyo al Proceso de Paz, Roberto Menéndez, agradeció la extensión del periodo de trabajo aprobada por gobierno.

La Misión de Apoyo de la OEA al Proceso de Paz (MAPP) presentó ante el Consejo Permanente de la Organización su informe número 30, en el cual alertó por la crítica situación humanitaria vivida particularmente durante los últimos seis meses del 2020 en departamentos como Cauca y Nariño por cuenta de disputas de grupos criminales.

Ante el plenario y en cabeza de su jefe de Misión, Roberto Menéndez, denunciaron el asesinato de líderes sociales, amenazas sobre los mismos, reclutamiento de menores y otras acciones armadas que persisten en los territorios.

La Secretaría General deja constancia de las dinámicas de control y disputas territoriales de grupos armados ilegales que ponen en riesgo la integridad de la población civil y de los agentes del estado”, señaló Roberto Menéndez, jefe de la Misión.

Además, reconocieron, a su juicio, los esfuerzos del estado colombiano en luchar contra los grupos criminales que por cuenta del narcotráfico siguen sembrando el terror en las poblaciones.

El jefe de misión Menéndez también agradeció la decisión del gobierno de confirmar la extensión del mandato de ese cuerpo diplomático hasta el año 2024 en el país.

Delegaciones como la canadiense por medio del embajador Hugh Adsett expresaron su respaldo a la Misión, y señalaron preocupación ante las denuncias de graves violaciones a los derechos humanos derivadas de esas disputas de grupos armados ilegales.


Para ver la nota en el medio haga clic aquí.

COMUNICADO: MAPP/OEA llama a persistir en el diálogo para resolver conflictos en Colombia

Washington, 21 de julio de 2021. La Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos (MAPP/OEA) presentó hoy ante el Consejo Permanente su trigésimo informe semestral, correspondiente al segundo semestre de 2020, entre el 1 de julio y el 31 de diciembre.  

En el documento, la MAPP/OEA constata los efectos del COVID-19 en las dinámicas del conflicto y la paz en el país, particularmente en los territorios donde convergen factores estructurales de violencia, inequidad, débil presencia estatal y baja conectividad. La Misión honra a los más de 115.000 colombianos y colombianas que han perdido la vida a causa de la pandemia, destaca la valentía de quienes enfrentan secuelas y reconoce los esfuerzos adelantados por el Estado. 

Producto del monitoreo territorial, la MAPP/OEA evidenció con preocupación que durante los últimos seis meses de 2020 la violencia ejercida por grupos armados ilegales continuó impactando gravemente la vida, la integridad y los derechos de sectores sociales específicos. Liderazgos sociales, comunales y de derechos humanos; comunidades y autoridades étnico-territoriales; niños, niñas, adolescentes, mujeres y jóvenes; población migrante, y personas en proceso de reincorporación fueron los más afectados.  

La Misión de la OEA también advierte que las amenazas y los homicidios contra los liderazgos y sus familias desincentivaron la participación y limitaron el impulso de diálogos amplios e incluyentes. Graves violencias en su contra por parte de grupos armados ilegales se registraron principalmente en Antioquia, Cauca, Nariño, Norte de Santander y Putumayo, mientras que en Meta, Caquetá y Guaviare estas afectaciones menguaron espacios de participación, a pesar de la exacerbación de conflictividades socio ambientales.  

La MAPP/OEA identificó que a finales del año pasado, en medio del aislamiento obligatorio, la expresión ciudadana nacional continuó organizada alrededor de exigencias por el respeto, la protección y la garantía del derecho fundamental a la vida.  

“Como imperativo humanitario y democrático, llamamos a seguir fortaleciendo los esfuerzos estatales para mitigar los factores de riesgo vigentes para comunidades e individuos. También, a mantener abiertos los canales para la resolución pacífica de los conflictos, la búsqueda conjunta de soluciones y la construcción de una paz verdaderamente completa. Condenamos toda violencia, e insistimos que el camino es el diálogo amplio, constructivo y eficaz”, aseguró Roberto Menéndez, jefe de la MAPP/OEA. 

En este escenario, la Misión reconoce la voluntad institucional para mantener funcionales distintos espacios de participación. En particular, valora la instalación, reactivación y dinamización de los Consejos Territoriales de Paz, Reconciliación y Convivencia como espacios claves para abordar los desafíos de la construcción de paz. En Caquetá se reactivaron 13 Consejos, en Chocó se instalaron 5 nuevos, y en el Catatumbo se retomaron las sesiones de manera presencial o semipresencial. 

La MAPP/OEA cumple en 2021, 17 años de monitoreo y acompañamiento territorial permanente a la implementación de políticas de paz. Esto, además, se ha traducido en la presentación de 30 informes ante el Consejo Permanente que constituyen un legado testimonial y documental sobre la crudeza del conflicto armado interno, la búsqueda de acuerdos para finalizarla y los esfuerzos para alcanzar la paz. La Misión reitera su compromiso de seguir acompañando a los colombianos y colombianas en la construcción de nuevas esperanzas y de la anhelada Paz Completa.  


Conozca aquí el informe completo: 30 Informe Semestral

MAPP/OEA participa del Observatorio de violencia contra las mujeres en política

30 junio, 2021

Esta iniciativa busca recopilar información, generar conocimiento y visibilizar la violencia contra las mujeres que participan en procesos políticos en Colombia.  

El Observatorio de violencia contra mujeres en política es una red de actores de la cooperación internacional y del Estado que, a partir del trabajo colaborativo e interdisciplinar, busca ser un punto de referencia para personas y entidades que trabajen en favor de la mitigación de la violencia de género en el campo de la participación política y electoral en Colombia. La MAPP/OEA es uno de los organismos internacionales que integra este Observatorio.  

Además, desde 2018 la MAPP/OEA monitorea y acompaña el ejercicio político de las mandatarias y candidatas en las zonas más afectadas por el conflicto armado, la criminalidad y la inequidad. Esto le permite a la Misión evidenciar de primera mano las afectaciones que sufren y visibilizar en la agenda pública las brechas que enfrentan las mujeres en estos territorios.

Para Yeimi Suárez, excandidata al Concejo de Saravena “la MAPP OEA ha sido de gran apoyo para la participación de las mujeres en la política, ya que en el caso de Arauca ha permitido construir un espacio autónomo donde convergemos gran parte de las mujeres y que ha generado lazos de unión”.

El lanzamiento digital de este espacio se realizó el 30 de junio. Con su participación en este Observatorio “la Misión aporta una visión que integra las afectaciones del conflicto armado, las agendas de construcción de paz y la participación política de las mujeres. Esta mirada integral contribuye a que las estrategias sean más acordes a las realidades que ellas afrontan en los distintos territorios”, señala Edelma Gómez, Coordinadora de Construcción de Paz de la MAPP/OEA.

Para Yeimi Suarez, esta iniciativa “es una forma de garantizar la participación efectiva de la mujer en la vida política con un enfoque de género, donde no se trata de participar por cumplir, sino de mejorar la calidad de vida de las mujeres y de paso la de sus familias”.

Como parte de este Observatorio, la Misión de Apoyo al Proceso de Paz reitera que el logro de una Paz Completa sólo será posible con la llegada de más mujeres a cargos de poder local, departamental y nacional, y con mayores garantías para el ejercicio de su liderazgo político.

CANAL 1: OEA rechaza ataque a misiones médicas en Colombia durante el paro nacional

24 mayo, 2021

La Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos (MAPP – OEA) rechazó los bloqueos y ataques a ambulancias y misiones médicas durante el paro nacional.

La Misión condena las acciones que limitan el acceso a los servicios vitales para la población, como las lesiones al personal de salud, obstaculización del paso de ambulancias y la restricción del tránsito de insumos médicos”, dijo la MAPP.

Desde el inicio del paro nacional el pasado 28 de abril, la misión de la OEA hizo un llamado a la población colombiana a facilitar y respetar la libre circulación de su personal para “garantizar la vida, salud pública y labor médica”.

Hoy, la Misión reitera su llamado en esa vía”, señaló la entidad de la OEA en un comunicado publicado en Twitter.

Además, condenó el asesinato del patrullero de la Policía Nacional Juan Sebastián Briñes en Cali.

La Misión “exhorta nuevamente a una pronta investigación, judicialización y sanción de los responsables de las muertes de civiles y miembros de la fuerza pública durante las protestas sociales”, indicó.

Finalmente, hizo un llamado para encontrar una salida a la crisis que atraviesa Colombia a través del diálogo y la cooperación entre distintos sectores de la sociedad.


Para ver la nota en el medio haga clic aquí.

COMUNIDADO: MAPP/OEA rechaza ataque a misiones médicas en Colombia en el marco de protestas sociales y paro nacional

Bogotá, 24 de mayo de 2021. La Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos (MAPP/OEA) repudia enérgicamente los bloqueos y ataques a ambulancias y misiones médicas que se han registrado en distintos lugares del territorio nacional, en el marco de las movilizaciones sociales que avanzan desde el pasado 28 abril.

La Misión condena las acciones que limitan el acceso a los servicios vitales para la población, como las lesiones al personal de salud, la obstaculización del paso de ambulancias y la restricción del tránsito de insumos médicos.

Desde el inicio de las movilizaciones ciudadanas, la MAPP/OEA ha llamado a la facilitación y respeto de la libre circulación para garantizar la vida, la salud pública y la labor médica. Hoy, la Misión reitera su llamado en esa vía.

Asimismo, la Misión de la OEA condena el asesinato del patrullero Juan Sebastián Briñes en Cali, y exhorta nuevamente a una pronta investigación, judicialización y sanción de los responsables de las muertes de civiles y miembros de la fuerza pública durante las protestas sociales.

Finalmente, la Misión reitera su llamado para encontrar una salida a la crisis a través del diálogo y la cooperación entre los distintos sectores de la sociedad colombiana.

COMUNICADO: MAPP/OEA saluda iniciativas de diálogo en Colombia y reitera llamado a la no violencia en marco de protestas sociales

6 mayo, 2021

Bogotá, 6 de mayo de 2021. En medio de las movilizaciones y protestas sociales que avanzan en Colombia, la Misión de Apoyo al Proceso de Paz de la Organización de los Estados Americanos (MAPP/OEA) valora las iniciativas para activar espacios de diálogo, y exhorta a que éstos sean representativos y confluyentes. A la par, reitera su llamado a todos los actores para garantizar siempre el derecho a la protesta pacífica, sin desmanes ni violencias, y a facilitar corredores humanitarios que contribuyan a salvar vidas y a mitigar los impactos de la pandemia.

Para la Misión de la OEA en Colombia, estos diálogos son necesarios y urgentes. La actual coyuntura demanda el gesto genuino de todos los actores para conversar sobre los temas que más preocupan a la sociedad colombiana, con el fin de avanzar hacia el logro de consensos mínimos que permitan superar la crisis y encaminar al país hacia la búsqueda de una Paz Completa.

La Misión insta a que estos espacios de diálogo incluyan, representen y dignifiquen a la juventud, a las comunidades étnicas y campesinas, a las víctimas de la violencia, a los liderazgos sociales, movimientos de mujeres, así como a las personas de aquellos territorios que más padecen los rigores del conflicto armado, la inequidad, la desigualdad y la criminalidad. Además, que propendan al respeto y al fortalecimiento de la institucionalidad y la democracia colombiana.

La base fundamental de esos encuentros debe ser la defensa activa y real de la vida. También,  el rechazo contundente a la violencia, el respeto mutuo y la protección de los Derechos Humanos, por parte de todos los actores. La violencia le ha arrebatado muchas vidas a este querido país, y ha demostrado, hecho tras hecho, que no conduce a nada”, asegura Roberto Menéndez, jefe de la MAPP/OEA.

No es momento de seguir profundizando la estigmatización, la descalificación y la violencia.  A lo largo de 17 años de presencia en Colombia, la MAPP/OEA ha constatado que sólo el trabajo articulado, conjunto y respetuoso entre la sociedad y el Estado permite avanzar hacia una Paz Completa, diversa, plural e incluyente.

En medio de esta situación, los equipos regionales y nacionales de la MAPP/OEA avanzan con compromiso en impulsar y acompañar corredores humanitarios en Cauca, Valle del Cauca, Nariño y otras zonas del país, de manera que se facilite el transporte de insumos médicos vitales.

EL TIEMPO: Misión de la OEA y ONU acompaña corredor humanitario en Cauca

Caravana busca garantizar el traslado de alimentos e insumos hospitalarios en carretera. 

En la Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Organización de Naciones Unidas (ONU) brindan acompañamiento a una caravana para garantizar el paso de alimento e insumos para hospitales y otras instituciones de salud en el Cauca. 

Es un corredor humanitario, de acuerdo con la Misión de Apoyo, en un recorrido encabezado por miembros de la guardia indígena y de la Gobernación de este departamento.  También participan delegados de la Defensoría del Pueblo.

En el Cauca, hay problemas también con la leche, porcinos y otras carnes ante la situación. En el vecino departamento del Valle, la crisis por el paro está golpeando a los productores lecheros, porcinos y avícolas, porque los alimentos para los animales escasean también. 

El Cauca, según la comunidad internacional, esta es una de las regiones también siente los coletazos del desabastecimiento y del paro que ha sido violento, teniendo en cuenta que muchos provienen del Valle del Cauca, donde la gobernadora Clara Luz Roldán ha venido clamando por el respeto al corredor humanitario habilitado a la central mayoritaria Cavasa. 

“La disposición al diálogo de los ciudadanos y líderes que participan en las manifestaciones del paro nacional, permitió habilitar un corredor humanitario para Cavasa”, dijo la gobernadora Roldán.

“Se trata de un importante paso, señaló la gobernadora Clara Luz Roldán, quien con la iglesia, la Defensoría del Pueblo, avanza en consensos con los líderes de las manifestaciones para abastecer de alimentos y elementos esenciales a la región”. 

Señaló que se estima que al menos 200 toneladas de alimentos, de las más de cuatro mil toneladas represadas desde la semana pasada, se movieron desde la central Cavasa.

Luisa Jimena Sarmiento Gómez, ‎directora Comercial y de Mercadeo de Cavasa, explicó que inicialmente se logró la reactivación y la distribución de productos en el municipio de Candelaria, en el sur del Valle, límite que está al norte del Cauca.  Así mismo, para sectores aledaños a la central de abastos como El Carmelo, San Joaquín y El Poblado.

Alimentos como papa, tomate, melón, naranja, zapallo, papa amarilla remolacha y zanahoria comenzaron a distribuirse nuevamente y se mantiene el monitoreo de los precios desde la central para que haya estabilidad en el mercado, esto gracias a la gestión, señaló Oliver Medina, coordinador de Precios de Cavasa.

El alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, tambien hizo el llamado ante el corredor humanitario que se abrió paso el 5 de mayo y lo hizo en un acto desde la plazoleta Jairo Valela, que comunica el norte con el centro caleño, hasta Sameco donde siguen los bloqueos. Esta es una zona del norte de la capital del Valle. 

CALI


Para ver la nota en el medio haga clic aquí.

PRESS RELEASE: MAPP/OAS condemns disproportionante use of public force amid social protests in Colombia

4 mayo, 2021

Bogota, May 4th, 2021. The OAS’ Mission to Support the Peace Process in Colombia (MAPP/OAS) condemns and expresses its deep concern for the disproportionate use of public force in the context of the social demonstrations and protests taking place in the country since April 28th of the present year.

Investigation, prosecution, and punishment of those responsible, as well as for prompt institutional adjustments should follow to ensure the non-repetition of these serious and reprehensible acts. The Organization expresses its solidarity with the victims and their families.

OAS Mission energetically rejects actions involving attacks by members of the public forces against protester’s life and integrity. In the same way MAPP/OAS joins the voices of repudiation against threats and violence faced by the Multisectoral Verification Commission members headed by the Attorney General’s Office and OHCHR during the night of May 3rd in Cali, Colombia.

The Mission reiterates its call to the authorities to guarantee the basic right to peaceful protest, free from damages and vandalism, as enshrined in the Colombian Constitution and the international instruments. At the same time, insists that all actions by the security forces must emphasize compliance, protection and respect for human rights. At the same time, It also rejects acts of vandalism that have occurred.

MAPP/OAS reiterates dialogue as the preferred tool to face conflicts, deal with differences, address grievances, resolve conflicts and attain agreements for peace and the strengthening of democracy. Therefore, urges the parties to keep this channel open.

OAS’ Mission considers that Colombia is facing a moment of profound unrest, in which the State, political actors and civil society must resort to calm, prudence and effective initiatives that leads to peaceful dispute settlement. Only by working together, within the framework of the democratic system, the country would overcome this moment, building solutions to conflict causes and providing guarantees of non-repetition of violence.

The Mission has been monitoring the social mobilizations in Cali and the rest of the country. The Mission is at the disposal of the State and the organizations involved, in order to build bridges of understanding to put an end to the crisis that has claimed the lives of Colombian men and women.

Finally, MAPP/OAS stresses its call for non-violence, the joint building of a comprehensive peace, and the protection of Human Rights and the defense of life.

COMUNICADO: MAPP/OEA condena uso desproporcionado de fuerza pública en medio de protestas sociales en Colombia

Bogotá, 4 de mayo 2021. La Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la Organización de los Estados Americanos (MAPP/OEA) expresa su profunda preocupación y condena por los casos de uso desproporcionado de la fuerza pública que se han registrado en el marco de las movilizaciones y protestas que desde el 28 de abril se adelantan en el país.  

La MAPP/OEA llama a la urgente investigación, judicialización y sanción de los responsables, así como a avanzar prontos ajustes institucionales que garanticen la no repetición de estos graves y repudiables hechos. La Organización se solidariza con todas las víctimas y sus familias.

La Misión de la OEA rechaza enérgicamente las acciones que involucran ataques de miembros de la fuerza pública contra la vida e integridad de quienes se manifiestan, y se une a las voces de repudio por las amenazas y violencias contra miembros de la comisión multisectorial de verificación encabezada por la Procuraduría General de la Nación y OACNUDH, ocurridos en la noche del 3 de mayo en Cali.

La Misión reitera el llamado a las autoridades a garantizar el derecho fundamental a la protesta pacífica, sin desmanes ni vandalismo, consagrado en la Constitución de Colombia y en instrumentos internacionales, al tiempo que insiste en que toda acción de la Fuerza Pública debe enfatizar la observancia, protección y respeto de los Derechos Humanos. Asimismo, rechaza los hechos de vandalismo que se han registrado.

Una vez más, la MAPP/OEA reitera que el diálogo es la herramienta privilegiada para abordar conflictividades, tramitar diferencias, atender reclamos, resolver conflictos y construir acuerdos para el logro de la paz y el fortalecimiento de la democracia. Por eso, insta nuevamente a las partes a mantener este canal abierto.

La Misión de la OEA considera que Colombia atraviesa un momento de profunda tensión, en el que el Estado, los actores políticos y la sociedad civil en su conjunto deben recurrir a la calma, la prudencia y a iniciativas eficaces de resolución pacífica de diferencias. Solo así, en un trabajo articulado, el país puede superar este momento, enmarcado dentro del sistema democrático, construyendo soluciones a las causas de la conflictividad y dando garantías de no repetición de la violencia.  

La MAPP/OEA viene adelantando labores de monitoreo a las movilizaciones en Cali y otras zonas del país, y se pone a disposición del Estado y de las organizaciones convocantes para generar puentes de entendimiento, que permitan poner fin a la crisis que ha cobrado la vida de colombianos y colombianas.

Finalmente, la MAPP/OEA recalca su llamado a la no violencia, a la construcción conjunta de Paz Completa, a la protección por los Derechos Humanos y a la defensa de la vida.